TDAH DIAGNÓSTICO

¿COMO SE HACE EL DIAGNÓSTICO?

En los colegio normalmente el diagnóstico tiene tres momentos :

 

1) Profesor deriva el alumno a orientación.
-El orientador pide al profesor llenar un test, conocido como test abreviado de Conner. Con este test es derivado al neurólogo
-El test abreviado de Conner que se aplica a los niños es el instrumento más usado y es el que servirá de base para el diagnóstico neurológico.

Algunos colegios le pueden hacer variaciones, que normalmente consisten en agregar otros indicadores, pero la base se mantiene igual.descargue el test aquí

 

 

2) El diagnóstico del neurólogo

La forma en que hacen el diagnóstico puede ser muy variada. Están aquéllos que por su experiencia lo hacen basados simplemente en la observación directa del niño, hasta aquéllos que ocupan tecnologías más complejas. No se ha establecido, hasta donde yo sé, un procedimiento normalizado para el diagnóstico.

Dentro de los exámenes a los cuales se puede recurrir para realizar el diagnóstico están:

1) El test de Conner.

2) El electroencefalograma(EEG), el cual busca determinar si hay algún tipo de patología, como por ejemplo la epilepsia. Sin embargo, y a pesar de que entrega mucha información, solo una de ellas nos sirve para determinar el TDAH .

El indicador que hoy se usa para establecer la presencia o no de este trastorno es el llamado Potencial Evocado P300 del cual hablaremos a continuación.

Las células del cerebro utilizan niveles bajos de electricidad para comunicarse entre ellas. Un electroencefalograma (EEG) mide esta electricidad en un período de tiempo. La actividad eléctrica del cerebro se ve en forma de líneas onduladas en un monitor de computador. Los médicos leen las líneas onduladas para saber si el cerebro funciona bien.

Ejemplo de Electroencefalograma (EEG): Los electros pueden medir hasta 64 tipos de ondas diferentes. De estas 64 ondas, solo una (el P300) es la que se está utilizando para determinar el TDAH.

 

¿QUÉ SON LOS POTENCIALES EVOCADOS P300?

Se trata de una respuesta cerebral a un estímulo infrecuente auditivo o visual que genera un potencial positivo registrado en torno a los 300 milisegundos tras la detección de un estímulo diana.

Se presentan al niño dos estímulos distintos que aparecen al azar, y se le pide que apriete un botón ante la aparición de uno de los dos. En la modalidad auditiva se presentan estímulos auditivos, y en la modalidad visual los estímulos son visuales. La respuesta neurofisiológica se registra mediante la colocación de electrodos sobre la superficie craneal sobre la línea media (FZ-CZ-PZ), y por separado para los distintos tipos de estímulo.

La aparición del estímulo diana produce un par de ondas negativas (N1 y N2) y otro par de ondas positivas (P2 y P3), siendo la P300 la onda positiva que aparece en torno a los 300 milisegundos, y que se relaciona con los procesos atencionales, anticipación y memoria de trabajo.
Los niños TDAH muestran una variación en los valores de latencia y amplitud de la P300 y la distribución topográfica de la misma: una latencia aumentada apuntaría a un enlentecimiento en la velocidad de procesamiento de los estímulos presentados, y una disminución en la amplitud de la onda de una afectación de la atención y la memoria de trabajo.

Además la P300 es muy útil para objetivar la eficacia del tratamiento administrado, puesto que se ha demostrado que el tratamiento farmacológico eficaz contribuye a la centralización de la respuesta neurofisiológica y a la normalización de sus parámetros, al tiempo que se comprueban sus correlatos clínicos, por lo que se objetiva si el paciente es respondedor a la medicación dada.

 

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *